Luego de la histórica aparición, a mediados de mayo, de una nutria gigante o lobo gargantilla, en aguas del río Bermejo, a la altura del Parque Nacional El Impenetrableun equipo de la Fundación Rewilding Argentina continúa con las tareas de rastreo a fin de poder determinar si el animal se encuentra solo.

Si bien se había dejado de tener rastros de él, el último fueron en la laguna “El Breal”, y a fin de saber si aún se encuentra en el Parque Nacional El Impenetrable, el equipo de Rewilding Argentina y del Parque Nacional El Impenetrable recorrieron en kayak las lagunas del Parque Nacional y el Río Bermejo, buscando rastros de su presencia y colocando cámaras trampa en sitios estratégicos.

“Durante estos recorridos encontramos huellas de Teuco (como se lo bautizó), en dos nuevas playas del Bermejo”, explicaron desde la Fundación. Detallaron que una de ellas eran recientes de aproximadamente una semana atrás.

“Teuco sigue en El Impenetrable y es necesario protegerlo de los cazadores furtivos que recorren el Bermejo, ingresando desde la costa de Formosa”, aseveraron.

Vale recordar que esta especie se creía extinta en la zona de El Impenetrable chaqueño desde hace al menos 100 años. El hallazgo, que fue una gran noticia y refuerza el compromiso por la conservación de El Impenetrable chaqueño, no solo es relevante para el Chaco y Argentina sino para el mundo. Con el registro de este ejemplar, ya son cuatro las nutrias gigantes que habitan Argentina: Coco y Alondra, provenientes de Dinamarca y Hungría respectivamente, que se encuentran en un corral de presuelta en el Parque Iberá (Corrientes); Nanay que arribó recientemente de Suecia y está transitando la cuarentena en la ciudad de Corrientes, antes de ser llevado al Parque Iberá; y ahora la nutria gigante del río Bermejo que es el cuarto ejemplar y el único que actualmente vive en completa libertad.