HomeNOTICIASEconomiaCombustibles, del tanque a la góndola: cómo impacta el aumento en quienes...

Combustibles, del tanque a la góndola: cómo impacta el aumento en quienes tienen auto, en el transporte de carga y en el precio final de diferentes bienes

El aumento de los precios de los combustibles impactará en el uso del auto particular y en el transporte de carga. Pero en este último caso el incremento tuvo y tendrá “un efecto más preocupante”, señala un informe.

Si se toma de referencia un auto mediano Volskwagen Gol con tanque de 55 litros, llenar el tanque con nafta súper en enero de 2021 costaba $3.954 (precio de litro: $71,90). Con el reciente incremento de los combustibles, ahora llenarlo cuesta $5.445 (precio de litro: $99), lo que significa un aumento interanual del 39 por ciento.

Los datos surgen de la consultora Focus Market, que a través de PAETAC (Primera Asociación Empresaria de Transporte de Cargas), analizó el impacto del alza de los combustibles tanto en los autos particulares como en el transporte de cargas.

“Si bien el aumento del combustible para uso del auto particular termina siendo el más visible para el consumidor, hay un efecto más preocupante e invisible” (Di Pace)

Cabe recordar que esta semana Shell se sumó a YPF y subió en un 9% promedio los precios de los combustibles en todo el país. Decisión que también adoptará Axion. Entre las tres, controlan más del 90% del mercado de combustibles de la Argentina.

Si bien el aumento del combustible para uso del auto particular es más visible para el público en general, y en particular para quienes tienen automóvil, hay un efecto “más preocupante e invisible” en el transporte de carga, “porque impacta en los precios de los bienes que adquirimos en góndola”, explicó Damián di Pace, director de Focus Market

El impacto de la suba de combustibles en el transporte de carga.El impacto de la suba de combustibles en el transporte de carga.

A modo de ilustración del efecto del aumento del combustibles sobre el transporte de carga y de este sobre un producto final, el informe refiere el caso de un artículo de limpieza: el packaging requiere un viaje de transporte, el envase otro, los químicos necesarios para su elaboración necesitan entre cuatro y cinco viajes promedio para la entrega de materias primas e insumos, las cajas otro más y el producto terminado un viaje adicional.

“En este ejemplo, solamente tenemos ocho viajes acumulados con nafta diesel con aumentos promedios del 9% para cada viaje. Estos costos se ven reflejados en los listados de precios y en góndola en forma inmediata”, resaltó Di Pace.

Según PAETAC, mientras que en 2020 un recorrido de 30 kilómetros tenía un costo de $875 -sin contar los impuestos deducibles como IVA y Combustibles Líquidos- hoy es de $1.602. En tanto, en 2020 para el recorrido de 90 kilómetros el costo era de $2625 y ahora es de $4.862.

En el caso de un recorrido de transporte de carga de 300 kilómetros en 2020 tenía un costo de $8.752. Empero, actualmente el costo es de $16.207. De esta forma, se concluyó que en el acumulado de los últimos dos años el alza del combustible fue del 83% por debajo de la inflación general promedio en el mismo período.

El valor de los peajes según el trayecto.El valor de los peajes según el trayecto.

Mientras en febrero de 2022 se dio el aumento en los combustibles, en enero de 2022 subió el precio de los peajes “impactando en el costo de distribución de los bienes en el transporte de cargas en el comienzo de año”.

De acuerdo con Paetac, un trayecto ida y vuelta de 30 kilómetros tiene un costo de $4.300, el de 90 km $5224 y para el caso del trayecto de 300 km $6202.

“Los aumentos tanto en combustibles como en peajes tiene un impacto directo sobre el transporte de cargas”, subrayó di Pace. “Mientras el combustible impacta en medianas distancias, en el caso del peaje tiene un impacto en las distancias cortas incrementando el costo de distribución y transporte de los bienes que llegan a góndola”.

A modo de cierre indicó que en el actual contexto de aceleración de la inflación, a ninguno de los dos le hacen bien este escenario hacia la meta de lograr una estabilidad en los precios ya que “tienen una incidencia directa y acumulada en los diferentes precios de los productos finales que consumen los argentinos”.

spot_imgspot_img
spot_img
spot_img
spot_img
spot_img

MIRA LO QUE PERDISTE