Recordó que, en una primera instancia, las sospechas se dieron sobre la hipótesis del suicidio, incluso una muerte natural. “De hecho, durante los tres primeros meses de la investigación preparatoria que lleva este juicio, no hubo ningún detenido. Posteriormente, con el informe de autopsia y de los distintos peritos se pudo acreditar que su muerte fue por asfixia, por ahogamiento, que no hubo ningún tipo de elemento farmacológico que haya influido en el deceso de esta persona. Y esto puso como principal sospechosa y responsable a quien en ese momento era su pareja y que llegará al juicio por jurado en calidad de detenida, con una prisión preventiva, por ser la principal sospechosa del hecho”, recalcó.

“Serán os 12 civiles quienes van a determinar si es culpable o no esta persona. La familia siempre estuvo convencida de cómo se dieron os hechos, lamentablemente, los medios probatorios, en la medida que van avanzando, recién van arrojando claridad sobre la idea y hoy se confirma que la familia no estaba errada en lo que pensaba y, gracias a dios, estamos cerca de un posible juicio”, afirmó.

Según el expediente, ambas se encontraban juntas, “habían estado tomando, compartiendo un rato en el departamento de Evelín esa noche, que posteriormente a esto ella se retira a su cuarto para descansar y esta persona, quien está sindicada hoy como autora, fue hacia la pieza y encontró a Evelín fallecida. Esto dice su declaración y que, posteriormente, alertó a sus vecinos sobre que Evelín Franco estaba aparentemente descompuesta o sin signos vitales. Estas cuestiones van a ser dirimidas en el juicio, mediante el aporte testimonial de peritos y de diferentes personas que intervinieron para el relevamiento de las pruebas en el lugar del hecho. Y, sobre todo, testigos que dieron crédito de lo que había sucedido esa noche. Es por eso que todos los focos apuntan sobre quien se encuentra hoy detenida”.

“Trataremos de demostrar como querella y la Fiscalía también con una clara intención de que se haga justicia. Pediremos el máximo de condena posible, cuando estamos hablando de un homicidio agravado por el vínculo, porque eran pareja”, apuntó. “No fue un suicidio sino una asfixia por sofocación”, aseguró.