El fiscal Adrián Casarrubia encabeza la investigación del doble homicidio en el santuario del Gaucho Gil ocurrido el pasado 6 de agosto en Mercedes y dio detalles del avance de la causa.

“La causa entiendo que está encaminada, nosotros hemos considerado que hemos clarificado cómo el hecho ocurrió ese día trágico, viernes 6 de agosto a las 19 horas aproximadamente”, puntualizó.

“Tengo identificada a la mayoría de los autores materiales, es decir los que tomaron el arma y decidieron cometer este atroz crimen, y tengo identificadas por lo menos con la hipótesis a las otras personas que, también entiendo, participaron”.

“La fiscalía tiene ocho detenidos con prisión preventiva, lo que significa que seguirán detenidos. En cantidad de personas que pudieron estar involucradas yo dejé abierta la investigación, porque pueden ser más partícipes, ya sea materiales como personas que llevaron a estas a cometer el crimen”, declaró el Dr. Casarrubia a Tu Mercedes.

Respecto a la investigación precisó que “son aproximadamente diez allanamientos los que hubo, además hubo diversas medidas de aprehensión, hay pericias que se están llevando adelante, por la magnitud y cierta complejidad de la investigación, es así porque realmente por el daño provocado por el hecho de haber ejecutado el crimen con arma blanca, en la oscuridad de ese día, cayendo la tarde, lo que hace que la fiscalía deba acreditar muchas circunstancias, evidencias periciales, científicas, por lo cual, así como siempre indiqué, es necesario el aporte de testimoniales importantes”.

En ese sentido dijo que la fiscalía trabaja con las personas que quieran aportar algo a la investigación: “Esto es fundamental en este tipo de casos que se dieron en la vía pública, delante de mucha gente que trabaja en el predio Cruz Gil, que aporten eso porque es favorable, y que tenga en cuenta la sociedad que es una causa que hace a la seguridad pública y también el interés público está muy latente en lo que la fiscalía representa y, de alguna manera, la colaboración de la sociedad es importante”. El fiscal dijo que las evidencias que van colectando son “muchísimas, no podemos nombrar por la preservación de la investigación, que es fundamental para que sea objetiva, lo que permite tener una investigación sana. Algunas están sometidas a pericias científicas como ser teléfonos, sangre, elementos punzantes, elementos que se colectaron en los allanamientos o que los imputados tenían consigo”.

“El lunes hemos agotado el tiempo de acuerdo al Nuevo Código de tres días que tenemos que tomarles declaración a los detenidos y hacerle saber al imputado de qué se lo acusa y qué calificación legal existe y qué evidencia existe en su contra, es un derecho que tienen por ley. Nosotros el lunes ya formalizamos todas las imputaciones, de los ocho imputados que son las personas detenidas. Algunos declararon y otros no, pero ya se trabajó y se está avanzando”.

Respecto a la carátula de la causa, el fiscal explicó que algunos de los detenidos están imputados como coautores materiales del doble homicidio, agravado por alevosía, ensañamiento y en concurso premeditado de dos o más personas, también el delito de doble tentativa de homicidio, agravado por alevosía, ensañamiento y en concurso premeditado de dos o más personas. Es una carátula o un planteo penal en razón de la tipicidad que en el caso que la fiscalía llegue a probar esta hipótesis y en la investigación se mantenga esta carátula, los presuntos autores en caso de declararse responsables tienen prisión perpetua, eso lo decidirán en su momento los jueces de juicio en base a lo que la fiscalía le aporta y también con la participación muy activa de la defensa”.