El incumplimiento de la cuarentena obligatoria entre los pasajeros que llegaron al país desde el exterior, establecida por el Gobierno en un intento por retrasar el ingreso de la variante Delta del coronavirus, descendió esta semana al 13%, según un informe del Ministerio del Interior.

Según el reporte, citado por la agencia de noticias oficial Telam, esta baja se logró a partir de mayores controles y tras un pico del 40,04% en el inicio de los operativos.

La cifra significa una caída aproximada del 70% tras los altos niveles de violación de la medida durante la primera semana de controles entre el 14 y el 21 de junio

Ciudadanos argentinos y residentes en el país arriban al aeropuerto internacional de Ezeiza (Foto: NA)

El incumplimiento, siempre de acuerdo al informe, descendió al 29,79% entre el 22 y el 27 de junio y al 18,82% entre el 28 de junio y el 4 de julio. Además tuvo un leve ascenso al 19,41% entre el 5 y el 11 de este mes.

Desde el inicio de los controles, el 14 de junio, se relevaron a 5293 personas que regresaron al país. El incumplimiento general fue del 24,11%, o sea 1276 infractores, según surge de los controles realizados a nivel oficial.

Qué pasa en todo el país

Según el informe, en el norte del conurbano bonaerense el nivel de resistencia a las medidas es del 14%. Esa cifra desciende al 2,5% en el sur del conurbano .

En otros grandes conglomerados se dieron situaciones disímiles, con un acatamiento total en La Plata y Gran La Plata, Bahía Blanca y en las provincias de Mendoza, La Pampa y Tucumán.

En Córdoba el nivel de desobediencia fue del 14%, en Mar del Plata del 20% y en la provincia de Santa Fe del 25%.

Coronavirus

En tanto, desde el inicio de los controles, Neuquén registró el mayor nivel de infracciones, con el 50%, seguido por Santa Cruz con el 35%, Ciudad de Buenos Aires con el 30%, Jujuy con el 27,5%, Corrientes y La Rioja con el 26%, San Juan y Santa Fe con el 24%.

La provincia de Buenos Aires registró un 23% de incumplimiento, Salta del 18%, Chubut del 16,5%, Córdoba del 15%, Misiones del 13%, Río Negro del 11% y Mendoza del 7,5%.

Los controles de los viajeros que llegan al país son ordenados por la Dirección de Control de Permanencia de la Dirección Nacional de Migraciones.

Según el Decreto 260/20 y la Disposición 2252/20, todas las personas que vuelvan del exterior tienen la obligación de presentar un PCR negativo para poder abordar su vuelo de regreso y además realizarse otro test al llegar a territorio argentino.

Si el resultado es negativo, es obligatorio de todos modos el aislamiento de una semana y realizarse otro PCR a los siete días. Si el resultado es positivo, los viajeros tienen la obligación de alojarse en un hotel sanitario dispuesto especialmente hasta que se determine que variante de coronavirus es la que presenta el contagio.