Desde hace tiempo que Mia Khalifa marca tendencia tanto en Instagram como en TikTok. Pero desde que se separó de su marido, la exactriz porno se volcó mucho más al ejercicio y no duda en mostrarlo en sus redes. Esto hizo que muchas de sus fanáticas imitaran sus movimientos y generaran un desafío viral que creció en los últimos días.

El #MiaKhalifaCallenge es una movida de un grupo de usuarias que busca hacer las mismas rutinas de estiramiento que la expornstar comparte todo el tiempo en sus cuentas.

Mia Khalifa mostró el ángulo del ejercicio de estiramiento que realiza. (Foto: Instagram @miakhalifa)

La modelo recibió tantos posteos de sus fans de todo el mundo que los empezó a compartir. Hay fotos y videos de chicas de Cuba, Uruguay, Estados Unidos, entre otros países más.

Mia Khalifa compartió varios posteos de sus seguidoras en su cuenta. (Foto: Instagram @miakhalifa)

La movida en las redes llegó luego de que Khalifa protagonizara un el videoclip del nuevo tema del artista urbano Jhay Cortez, tras su separación del chef Robert Sandberg luego de dos años de matrimonio.

En su cuenta de Instagram, Mia Khalifa alentó a sus seguidoras. (Foto: Instagram @miakhalifa)

El puertorriqueño grabó “En mi cuarto” junto al DJ Skrillex y en el clip, Khalifa aparece la mayor parte del tiempo manejando una moto con un casco que simula tener cuernos de diablo.

No es lo mismo aquí si no estás tu en mi cuarto”, escribió junto a varias fotos del rodaje. Si bien la frase pertenece a la letra del tema de Jhay Cortez, parece haber sido un mensaje a su ex, de quien se separó de manera oficial hace un par de semanas.

Es el segundo matrimonio de Khalifa. En 2011 se había casado con su novio de la secundaria con el que terminó en 2014 y se divorció, finalmente, en 2016. En el período en el que estuvo separada, empezó a hacer las películas pornográficas por las que se hizo conocida.

Quién es Mia Khalifa

La modelo hizo unas 10 producciones para adultos. Estuvo en la industria muy pocos meses, entre 2014 y 2015, año en el que abandonó definitivamente ese negocio. Pero como seguía apareciendo en las búsquedas de Pornhub, se vio obligada a visibilizar su caso. Desde hace un tiempo viene batallando contra la productora Bang Bros con la que trabajó, para que den de baja de sus plataformas los videos que todavía circulan. La pelea lleva cinco años, pero los últimos cruces que tuvieron tomaron mucha más relevancia mediática.

Nacida en El Líbano el 10 de febrero de 1993, Khalifa emigró con su familia a los Estados Unidos en 2001, luego de que explotara un conflicto armado en Medio Oriente. Con una buena posición económica, creció en el condado de Montgomery, Maryland, fue al colegio Northwest y después se mudó a Texas. Allí estudió en la universidad estatal, donde se graduó con una licenciatura en Historia.

Mia Khalifa promociona marcas de ropa en su cuenta de Instagram. (Foto: Instagram @miakhalifa)

Su llegada a la pornografía ocurrió luego de que atendió a un productor en la hamburguesería donde trabajaba. El hombre se acercó y le dijo: “Sos hermosa, ¿querés modelar un poco?”. “Me decía cosas así. Cuando fui al estudio, era un lugar respetable, un lugar magnífico en Miami. Estaba limpio. Todos los que trabajaban allí eran amables. Todos sus cubículos estaban decorados con fotos familiares. Como si no fuera nada dudoso o algo que me hiciera sentir incómoda”, relató en una entrevista con la BBC, en 2019.

No duró mucho en el porno. Cuando empezó a darse cuenta de la oscuridad que había en ese mundo, lo dejó. Uno de los puntos más complejos fue cuando hizo una escena en la que llevaba puesto un hiyabel velo que usan las mujeres musulmanas. “Ustedes van a hacer que me maten”, les reprochó a los realizadores de la secuencia. “Solo se rieron. Lo hice porque me sentí intimidada. Tenía miedo. Si decía no, no me iban a forzar pero tenía miedo”, explicó. Al viralizarse la secuencia, miembros del ISIS la amenazaron de muerte.

Fuera del negocio, la popularidad de su nombre lejos de la industria se disparó aún más cuando se conoció que iba a trabajar como conductora en el programa de entrevistas Out of Bounds, junto al exbasquetbolista Gilbert Arenas. La relación no terminó del todo bien entre ellos ya que el deportista, según publicó la modelo en redes, tuvo otras intenciones. “Nunca conozcas a tus ídolos”, tuiteó luego de abandonar esa tarea.

Su crecimiento fue exponencial: en Instagram tiene más de 25 millones de seguidores, mientras que en TikTok suma poco más de 27 millones. Esas cifras masivas de usuarios que ven lo que publican le permite vivir de las publicidades de marcas que promociona, uno de los principales negocios que tiene, junto al contenido erótico que sube a su perfil en OnlyFans.