El rápido accionar de la División Investigaciones Complejas permitió restituir la totalidad del dinero.

El hecho ocurrió a las 12:15, cuando los radios transmisores policiales informaron que en la quiniela ubicada por la calle Sarmiento de esa ciudad, solicitaban la presencia policial.

Rápidamente, los trabajadores policiales llegaron al comercio, se entrevistaron con el propietario de 33 años que le contó que su empleada fue a depositar 300 mil pesos al banco y fue abordada por un sujeto que le arrebato la cartera.

Por este motivo, los investigadores comenzaron sus pesquisas y verificaron cámaras de seguridad de la zona identificando al autor del hecho, tratándose de un joven del barrio Escalada. Por tal motivo, se dirigieron a su domicilio donde fueron atendidos por la progenitora, quien hizo entrega de forma voluntaria de una mochila símil cuero, una billetera de dama, un monedero, tarjetas de débito y crédito a nombre de damnificada y un teléfono SAMSUNG J-4 que fueron abandonados por su hijo.

Ante esta situación, montaron un operativo en la zona logrando demorar al buscado por la calle Victoria intersección Alfonsina Storni con una bolsa con dinero en efectivo. Luego, con presencia del Equipo Fiscal N°3 contabilizaron la cantidad de $302.260 pesos que fueron secuestrados y entregado a su propietario.

Finalmente trasladaron al joven de 21 años hasta la dependencia donde fue notificado de su aprehensión en causa “Supuesto Robo”.