La rápida intervención policial impidió que se lleven los objetos. Los agentes continúan la investigación para dar con los responsables. Los elementos se encuentran en la Comisaria a la espera de que familiares los retiren.

Este sábado a las 19:20, la encargada del Cementerio San Francisco de Asís, ubicado en la Ruta Provincial N° 90 de esa ciudad, se comunicó con la comisaría local para denunciar que una pareja intentaba llevarse elementos de los sepulcros.

Rápidamente, un móvil de la Comisaria General San Martin llegó al lugar y estas personas se dieron a la fuga al notar la llegada del patrullero.

Seguidamente, los agentes encontraron abandonadas 30 placas de bronce que habían sido profanadas de los panteones.

Por este motivo, secuestraron los elementos y los trasladaron hasta la comisaria.

Además, la encargada de 36 años realizo la denuncia e intervino la Fiscalía N° 1 de esa ciudad y en la escena del hecho trabajo Criminalística.

Hallan más placas

La investigación que fue caratulada como “supuesta tentativa de robo” continuo y fue así que esta mañana a las 11, la División Investigaciones Complejas obtuvo información de que otros elementos se encontraban ocultos en inmediaciones del cementerio.

Por ello, un equipo de investigadores se dirigió a una zona de malezas en cercanías del cementerio y recuperó 22 placas de metal, cinco fotografías y dos marcos de retrato.

Finalmente, trasladaron los secuestros a la Comisaria y la policía continua con la investigación para dar con los autores de este hecho.