El speed filter (“filtro de velocidad”, en español) era un efecto en Snapchat que mostraba la velocidad (en millas o en kilómetros por hora) en la que un usuario se movía. Lo que para algunos podía resultar divertido o interesante, para otros representaba un peligro en el mundo real. De hecho, hubo incidentes relacionados a esa característica en la app.

Críticos apuntaron a esa función (aparecida en 2013) por el uso que muchos le dieron: se subían a sus autos y procuraban que el velocímetro llegue alto. En tanto, señalaron que fomentaba la imprudencia al volante y que podía generar accidentes viales.

En función de los comentarios, Snpachat decidió eliminar el filtro de velocidad. “Nada es más importante que la seguridad de nuestra comunidad, y previamente habíamos desactivado el filtro a velocidades de conducción. Hoy en día, los usuarios apenas usan la pegatina y, a la luz de eso, la estamos eliminando por completo”, dijeron desde la compañía en declaraciones al sitio The Verge.

La empresa no confirmó que la decisión de retirar el filtro tenga relación con las demandas. Señalaron además que ellos advertían que el uso de la función era para copilotos u otros pasajeros que no sean los conductores. Sin embargo, a la luz de los acontecimientos, esa recomendación no fue respetada por todos los usuarios.

Filtro de velocidad en Snapchat: los antecedentes

La empresa que gestiona la app del fantasmita recibió muchas demandas en los últimos años por el controvertido filtro de velocidad que, tal como señalamos, habría derivado en accidentes automovilísticos.

El filtro mostraba la velocidad en la que avanzaba el usuario, incluso sobre automóviles.Por: (Foto: NPR)

De acuerdo a la fuente antes mencionada, en 2015 se conoció una presentación judicial contra la firma por un choque ocurrido en Georgia, Estados Unidos, a poco tiempo del lanzamiento del efecto. En 2017, otro accidente en el que se usó el filtró provocó la muerte de tres personas.

En función de las quejas, Snapchat convirtió al filtro en una pegatina y con eso lo llevó a un menú separado, haciendo que sea más difícil encontrarlo. Así, dijeron que muy pocos usuarios seguían usándolo. Por otra parte, antes de eliminar el filtro Snap Inc. decidió reducir el límite de velocidad máxima a 35 millas por hora, que equivale a unos 56 kilómetros por hora, con la intención de que no sea usado para superar marcas.

Un tribunal en EE.UU. dijo recientemente que Snap Inc. podría recibir una nueva demanda por la vinculación del speed filter con otros accidentes viales. Las autoridades notaron que en este caso la empresa no está protegida por la Sección 230 de la Ley de Decencia en las Comunicaciones, un inciso que proteger a las empresas de demandas por el contenido que publican los usuarios en sus plataformas, que ha servido a muchas redes sociales para desligarse del material indebido que aparece en sus servicios.